Como proyectar nuestra vida laboral: nuevos retos.

Publicada en Publicada en Vida laboral

En pleno siglo XXI, los retos existentes para compaginar una vida personal y laboral de forma exitosa y equilibrada, se profundizan con la llegada de un mercado laboral cada vez más competitivo y amplio, donde proyectar una imagen proactiva de sí mismo y resguardar la tranquilidad en el ámbito personal se hace complicado gradualmente.

Evitar el exceso de trabajo que interrumpa el transcurso cotidiano de la vida personal del trabajador o eludir la falta de proactividad en el horario laboral, se convierten en una carrera de obstáculos donde el individuo logra alcanzar la mayoría de sus metas a costa de piruetas y una calidad de vida aceptable.

¿Por qué es importante la vida laboral?

La experiencia laboral es una etapa de superación personal del individuo, donde se concibe a sí mismo como individuo productivo el cual genera y generará ganancias particulares o a un grupo de la sociedad que requiera de sus habilidades. Esta forma sencilla de cubrir las necesidades de un grupo específico a través de trabajo remunerado, beneficia la concreción de una personalidad madura y apta para toda situación quimérica.

La vida laboral, fomenta en el individuo valores como el sentido de la responsabilidad, la honestidad, locuacidad y capacidad de solventar conflictos valiéndose de herramientas aprendidas en compañías con trato al cliente o público en general. El cultivo de estos principios a través de la vida laboral, permite en cierto modo fortalecer la personalidad de quien trabaja.

Una persona que no se sienta productiva, tiene a caer en estados anímicos muy bajos el cual refleja su inactividad en el campo laboral y puede originar depresión aguda y baja autoestima permanente. Por tal razón, el ser humano es definido como un ser imbuido en una cultura del trabajo altamente provechosa, como consecuencia inmediata de la predisposición del mismo a la socialización con otros individuos sin un fin determinado.

La importancia de proyectar una vida laboral de calidad.

Para abordar la importancia de mantener la calidad en la vida laboral, es necesario definir este tipo de situaciones. Una vida laboral exitosa o de calidad es aquella donde el individuo no se sobrecarga de trabajo extra, encuentra el punto medio para evitar caer en la inacción dentro del horario de trabajo y compagina sucesos personales como: Fiestas, reuniones, compartir con amigos, sin que estos dos ámbitos se afecten el uno al otro.

Es posible destacar que equilibrar la balanza entre el trabajo diario y la vida personal, evita el colapso del individuo por exceso de ansiedad y nerviosismo en el ámbito laboral. Del mismo modo, ayuda en la concreción de metas personales o laborales que tenga el individuo, en un lapso de tiempo más corto.

Mantener una vida laboral estable, sumará puntos en el tiempo dedicado a la familia y previene problemas de disfunción paternal originados por trabajo en exceso. También, preserva la salud del trabajador en provecho de un mejor rendimiento laboral en las horas de trabajo establecidas y reduce la tendencia del individuo a sufrir de trastornos auspiciados por el estrés o el cansancio extremo.

Claves para proyectar una vida laboral exitosa.

Para obtener una conciliación laboral exitosa entre el desempeño personal y la vida social activa, es necesario tomar en cuenta diferentes recomendaciones para llegar a esta meta. En primer lugar, se reseñan aquellos consejos referidos al cuidado de la salud personal, como proveerse de alimentos constituidos por una combinación equilibrada de carbohidratos, proteínas y verduras.

Como dato importante, la persona con una vida laboral muy agitada debe evitar saltearse las comidas o como se le dice comúnmente: “Pasar de Largo”. En primera instancia, la ausencia de una comida en el día puede disminuir el rendimiento del empleado y por último, el hecho de “no” descansar de acuerdo a las horas establecidas para eso no implica necesariamente el aumento de la productividad dentro del trabajo pues las pausas activas son primordiales para la salud física y mental.

El almuerzo debe incluir yogures u otro acompañante que permita merendar entre – comidas, y no se puede ingerir con rapidez. Se debe conservar la calma para ayudar al correcto procesamiento de los alimentos consumidos y prevenir problemas digestivos.

Si es posible, se debe hacer al menos una caminata corta en la hora de descanso fijada con el jefe y entonar los músculos con cierta cantidad de ejercicio para favorecer la atención en el trabajo, liberar el estrés y provocar sensaciones de felicidad plena. Escuchar música en este ambiente ayuda a alcanzar los mismos objetivos.

Nuestros Tests

TEST: Quieres saber si eres, o podrías ser, un buen emprendedor.

  Realizar Test

TEST: ¿Cómo saber si hago bien mi curriculum?

  Realizar Test

TEST: ¿Cómo te ven los demás en el trabajo?

  Realizar Test

TEST: ¿Cuál es el trabajo de tus sueños?

  Realizar Test

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *